scroll

Cómo elegir tu Ventilador de Techo

Publicado por: Yessica Granados En: El Mundo y el LED En: viernes, abril 5, 2019 Golpear: 1428

En este post hablaremos sobre cómo elegir el ventilador de Techo ideal para cada estancia, persona, momento...

De la mano de la empresa Fabrilamp, os explicamos algunos de los problemas que se plantean normalmente a la hora de elegir un ventilador.

Para elegir un ventilador de Techo correctamente, hay que tener en cuenta varias claves o puntos; algunos de ellos son:

1. EL TAMAÑO DE LA HABITACIÓN A VENTILAR

El factor más importante a tener en cuenta para elegir el ventilador apropiado, es el tamaño de la habitación a ventilar, que es directamente proporcional al tamaño del ventilador. A mayor diámetro, mayor volumen de aire será capaz de desplazar el ventilador de techo.

Digamos que si un ventilador de gran tamaño, girando lento, genera el mismo aire que uno pequeño girando rápido, aquel será más silencioso y consumirá menos. Por lo tanto, recomendamos el uso de ventiladores grandes, siempre teniendo en cuenta la estética y la proporcionalidad con la habitación.

En este sentido también influye el número de palas: más palas hacen circular una brisa mayor.

Para hacernos una idea, esta sería la relación del tamaño del ventilador con el tamaño de la habitación a ventilar:

• Hab. <13 m²: ventilador de <Ø106 cm

• Hab. 13² - 18 m²: ventilador Ø106-Ø132 cm

• Hab. 18-36 m²: ventilador de > Ø132 cm

• Hab. > 36 m²: instalar más de un ventilador.

En el caso de que el techo de la habitación sea inclinado, asegúrate de que el ventilador acepta este tipo de montaje y de que las aspas del ventilador no tocan el techo.

En caso de no tener suficiente espacio entre las aspas del ventilador y el techo, puedes elegir un ventilador más pequeño o, según el modelo, acoplar un tubo de extensión.

Lo ideal es colocar el ventilador en el centro de la habitación. Las palas deben mantener una distancia de seguridad de unos 0,50 cm hasta cualquier obstáculo lateral y una distancia de 2,10 centímetros del suelo.

Hay que tener en cuenta la normativa de seguridad. Los ventiladores de techo son productos que pertenecen a la clase eléctrica I. Por lo tanto, deben estar conectados a tierra y están prohibidos para su uso en el cuarto de baño.

2. VENTILADORES CON LUZ INTEGRADA

Todos nuestros ventiladores de techo incluyen iluminación para no tener que hacer varias instalaciones.

De este modo el ventilador también hace las veces de lámpara de techo y se consigue una doble función con un único punto de fijación.

Algunos de los ventiladores poseen la tecnología LED ya integrada. Observa las características de iluminación detallada en cada ventilador. En los demás, podrás poner las bombillas con la tecnología y características que necesites. Recomendamos bombillas con tecnología LED en todas nuestras lámparas y ventiladores de techo.

3. TIPOS DE ENCENDIDO Y CONTROL DE LOS VENTILADORES

Hay tres posibilidades para encender y apagar los ventiladores de techo, conjuntamente con la luz incorporada:

1. Cadena: Todos los ventiladores traen dos cadenas: una es para la luz y otra es para las distintas

velocidades del ventilador.

2. Mando a distancia: también permite controlar la luz y el ventilador de forma independiente. Los modelos que no incluyen el mando a distancia pueden aceptar un mando a distancia opcional, cuando se indica en cada artículo. En el apartado de ACCESORIOS, puedes adquirir el kit completo de receptor y mando a distancia, que se conecta al aparato mediante infrarrojos.

3. Regulador de pared: normalmente dispone de un interruptor de luz y un selector de velocidades.

Lo diferencia del mando a distancia en que siempre va a estar localizable, situado en el lugar de entrada y salida de las habitaciones, y se puede accionar o desconectar junto con la luz.

Cuando sustituimos la lámpara de techo por el ventilador, el ventilador podrá ser encendido y apagado con el mismo interruptor de pared que hasta el momento controlaba solo la luz.

Para la instalación o conexión a la red de un ventilador de techo con luz ha de saberse que el ventilador siempre dispone de dos entradas independientes, una para el ventilador y otra para la luz.

Si queremos regular el funcionamiento desde la pared, usaremos un interruptor de pared doble, donde controlemos por un lado el ventilador y por otro la iluminación. Para ajustar la velocidad del ventilador, accionaríamos la cadena. Algunos incluyen, además, la función programador o temporizador para el encendido y apagado automático.

4. NIVEL DE NIVEL SONIDO

Es uno de los aspectos que más nos preocupa. ¿Será lo suficientemente silencioso? Podemos decir que todos nuestros ventiladores de techo están preparados para hacer un nivel de sonido muy bajo que no impide el sueño, sobre todo cuando se trata de habitaciones. Todos ellos son silenciosos y apropiados para la mayoría de situaciones.

El NIVEL DE SONIDO de un ventilador, en general, proviene de estas tres fuentes:

1. De la velocidad de rotación: se produce nivel de sonido derivado del aire que se desliza por las palas al cortar el aire en su movimiento de rotación. A mayor velocidad, mayor nivel de sonido. Por ello es mejor un ventilador grande girando despacio que uno pequeño girando rápido.

2. Del tipo de motor: los motores DC, de corriente continua, son más silenciosos y consumen un 70% menos de energía que los convencionales AC, de corriente alterna.

3. Del fabricante: la calidad de los materiales y su construcción, pensados para no hacer nivel de sonido es también una premisa a tener en cuenta. Es lo que diferencia un ventilador más barato, con las mismas características de uno más caro. Algunos de nuestros productos están fabricados con un estándar de calidad altísimo que marca la diferencia con respecto a modelos más económicos.

5. MATERIAL DE LAS ASPAS

Las aspas de la mayoría de los ventiladores de techo son de madera, metal y policarbonato (plástico). La madera es el material más común. Normalmente la madera es de tipo chapa laminada, por su peso ligero y bajo coste. El plástico es un material duradero y fácil de mantener, y suele utilizarse en ventiladores de diseño moderno.

6. VELOCIDAD DE GIRO

La velocidad de giro puede ser un parámetro importante, dependiendo de dónde va a instalarse y para qué va a usarse el ventilador. En un dormitorio, por ejemplo, nos interesa un ventilador que cree una ligera brisa que no sea molesta por la noche. Una velocidad mínima de giro baja, de unas 70 a 90 rpm, sería perfecta.

Un ventilador con motor DC, baja su velocidad mínima a 50 rpm.

Un ventilador con una velocidad de giro máxima alta, del orden de 200 rpm. Estaría bien para espacios con humos y olores, como es una cocina.

7. ESTILO

Al igual que las lámparas, los ventiladores de techo son un elemento decorativo más dentro de la estancia. Ha de elegirse el más adecuado para tu espacio según tu estilo: líneas modernas, clásicas, rústicas, para ambientes infantiles…

Algunos ventiladores incluyen aspas reversibles. Este tipo de palas ofrecen un color diferente en cada una de sus caras para que puedas elegir color o estilo.

8. POSICIÓN DE VERANO Y DE INVIERNO

Algunos ventiladores también poseen de serie un sistema de control del flujo del aire. No solo nos proporcionan sensación de frescor durante las épocas de calor, sino que también nos ayudan a mejorar la eficiencia de la calefacción en invierno. La posición de invierno del aparato, que podemos accionar mediante un interruptor o palanca, invierte el giro de las aspas y mueve hacia abajo el aire caliente acumulado en el techo. Una sencilla forma de mejorar la calefacción y de ahorrar en consumo energético.

Ahora que ya sabes cómo has de elegir el ventilador adecuado, ¿a qué esperas para hacerte con el tuyo?

Si te ha quedado alguna duda, pregúntanos sin compromiso.